La actual situación de pandemia declarada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha sometido a la mayoría de los estados y habitantes del planeta a permanecer en sus hogares como forma preventiva para evitar el contagio del Coronavirus, solo pudiendo salir por cuestiones indispensables.

En el caso particular de Argentina, la actividad física al aire libre, entrenamientos en clubes, gimnasios y piletas no está permitida aún; por lo que una gran cantidad de personas se ven limitadas para continuar con sus actividades deportivas y recreativas habituales.

Pero esta situación no es excusa suficiente para interrumpir nuestros entrenamientos o dejar de lado la práctica de alguna actividad corporal. Muchos deportistas pueden verse frustrados porque estaban en plena preparación para una próxima competencia, pero seguramente ésta ha sido postergada para el último cuatrimestre del año o inclusive para el 2021.

Entrena en casa

Es importante comprender que esta situación es transitoria y por eso es de gran importancia mantenerse activos, evitando la menor pérdida de forma física posible. Y sabiendo que es muy difícil lograr nuevas adaptaciones para mejorar el rendimiento deportivo en este período.

¿Que podemos hacer en casa?

Hay varias actividades que se puede realizar en el interior de los hogares o en los patios (para aquellos que cuenten con ese espacio); pudiendo utilizar unos pocos materiales deportivos o adaptando elementos cotidianos que puedas tener al alcance.

Entre las actividades recomendadas podemos mencionar: ejercicios de fortalecimiento, movilidad y flexibilidad; las bicicletas fijas, los rodillos para bicicletas, las cintas caminadoras.

Independientemente de tu disciplina deportiva, lo importante es mantenerse activo, para que cuando llegue el momento de volver a nuestras actividades, estemos mejor preparados y evitemos lesionarnos.

Lo ideal sería que te pongas en contacto con tu profesor y coordinen las actividades que mejor corresponderían con tu deporte. Si no contás con un profesor, seguramente conozcas alguno que te pueda asesorar. Debés ser cuidadoso ya que hay infinidad de ejercicios y planes de entrenamientos en internet, revistas y redes sociales; probablemente alguno no sea apto para tus posibilidades o la carga del entrenamiento encontrado sea excesiva para tu caso particular.

Si antes de la cuarentena no practicabas ninguna actividad física, éste es el momento ideal para empezar a hacerlo progresivamente. Entre sus beneficios se encuentran la reduccióndel riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares, cáncer, diabetes tipo II (ayuda a controlar niveles de glucosa),osteoporosis, obesidad, dolores de espalda; también reduce la ansiedad, el estrés y la depresión, entre muchos beneficios más.

Consejos para mantenerse en movimiento en cuarentena:

  • Comprometete y programa un momento del día para realizar tus ejercicios (después del desayuno, antes del almuerzo, antes de la merienda, etc.).
  • Si contás con la posibilidad de hacer alguno o todos los ejercicios en un patio, ni lo dudes, es el lugar indicado. La luz del Sol es la encargada de proporcionar hasta un 80% la vitamina D que necesitamos, los alimentos solo pueden llegar a aportar el 20%. Esta vitamina es esencial para absorción intestinal de calcio y fósforo y, por lo tanto, para el desarrollo de huesos y de la fuerza. Al regular la absorción de calcio, esta vitamina tiene también un papel clave en la función neuromuscular (Wilmore y Costill 2001).
  • Dedicale un mínimo de 30 minutos al día a la actividad física. Si estas iniciando o estas retomando la actividad física, es el tiempo ideal para lograr adaptarte a un programa de entrenamiento; y quizá en las semanas que siguen podrás aumentar el tiempo de ejercitación.
  • No es necesario que realices las ejercitaciones los siete días de la semana; podes ejercitarte día por medio. El descanso es tan importante como la carga del entrenamiento.
  • Recordá que es momento de hacer entrenamientos que mantengan tu forma física, evitá sobrepasarte con sesiones extenuantes que puedan generar lesiones.
  • Si realizas ejercicios de resistencia aeróbica o de fortalecimiento, no olvides hacer una descarga muscular con ejercicios de elongación o movilidad; estos favorecerán la flexibilidad y aliviaran la tensiónde la musculatura implicada.
  • Plantearse una meta es importante para mantener la motivación y comprometerse con la continuidad de los entrenamientos. Consultá el calendario de carreras que se reprogramaron para el último tercio del año o para el próximo. Eso te dará tiempo de diagramar un buen período de pretemporada, estimar habilidades que debas mejorar o capacidades que debas desarrollar.

A modo de conclusión, no confundas objetivos con metas. Tus objetivos deben seguir siendo disfrutar de la actividad física o deporte que hayas elegido; tus metas solo se corrieron un poco en el calendario.

https://www.instagram.com/deltaentrenamiento
Gabriel Egusquiza

Gabriel Egusquiza

Lic. en Educación Física

Instagram @profegusquizagabriel

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *